Battlefield Hardline: nuestro veredicto

Para alguien que no es la fan Nº1 de los FPS –y por favor tengan eso en mente mientras lean esta reseña– Battlefield Hardline es un título que me encantó: una historia guiada, objetivos claros, vueltas de tuerca. Una forma relajada de matarse a tiros un rato (si tal contradicción es posible) sin la complejidad que otros géneros ofrecen.

Battlefield Hardline

Ahora bien, esto no quiere decir que toda la experiencia de Battlefield Hardline sea tan lineal y amena: para los que buscan mayor desafío y adrenalina, el modo multijugador es el camino a seguir.

Pero esta señorita les va a contar del modo single-player.

Battlefield Hardline en modo campañas de un único jugador se siente como si uno fuese protagonizando un policial de Netflix, con capítulos que tienen una introducción, conflicto y desenlace, y con avances y créditos, y hasta la espera de algunos segundos entre episodio y episodio.

Nuestro protagonista, Nick Mendoza, es el tipo bueno. Quizás demasiado bueno. Aunque si algo me gustó mucho de esta entrega es la variedad étnica que presenta, y que la partner de Nick sea una mujer lejos de los odiosos estereotipos que a veces nos ponen en la pantalla los videojuegos.

Algo que me resultó muy interesante es que más allá de la rapidez a la hora de los disparos (que siempre es necesaria), el juego estimula que uno tenga que moverse astutamente, a lo bruto por momentos, pero sigilosamente en otros. Algo que me recuerda a mi amada saga de Assassin’s Creed. Además, no hay una sola estrategia que funcione para avanzar en cada obstáculo, lo cual lo vuelve un poco más interesante.

A medida que el juego avanza, y uno va subiendo de rango y obteniendo mejores equipos, el juego se pone más y más interesante, y fácilmente nos da unas cuantas decenas de horas de este híbrido de TV y FPS para relajar la mente de la forma más adrenalínica posible.

Una combinación en apariencia contradictoria, pero que logra su cometido en el modo single-player de Battlefield Hardline.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.