Cómo los audiolibros cambiaron mi forma de leer para siempre

Hace 4 años que mi forma de leer libros cambió para siempre, y pasé de leer uno o dos al año, a uno o dos por mes, cuando no más. Hago esto en casa, de camino al trabajo y cuando estoy de viaje.

¿Qué fue lo que cambió? Me hice adicta a los audiolibros.

No no, no se vayan. Yo sé lo que están pensando. “Escuchar un audiolibro no es lo mismo que leer” o “Es imposible concentrarse mientras uno hace otras cosas”, y yo creía lo mismo. Pero el día que los probé, no hubo vuelta atrás, y en este post quiero contarles por qué amo escuchar libros y por qué creo que deberían darles una oportunidad.

Para mí los audiolibros no tienen que ver con no tener tiempo o no tener ganas de leer. Son un formato que me gusta en sí mismo, de la misma forma que amo los libros físicos.

Mi tema con los libros físicos es que yo leo MUY LENTO. Muy lento. Me engancho pero tardo horrores en avanzar páginas.

El audiolibro me ayuda a concentrarme en las palabras al ritmo de la narración, a su velocidad. Y en los pocos casos en los que siento que podría ir un poquito más rápido, la app que uso para escucharlos permite ajustar la velocidad.

Un prejuicio que tenía era que me iba a distraer muy fácil, y lo que me sorprendió es que me compenetro muchísimo con las narraciones. Eso sí, no puedo escucharlos mientras tengo que escribir o mientras alguien me habla, pero bueno, sería igual con un libro impreso.

Algunas personas lo que hacen es combinar las dos cosas: escuchar el libro al mismo tiempo que leen. Yo no lo probé nunca pero dicen que es fantástico para fijar más las ideas, y me parece muy probable que así sea.

Poder escuchar los libros hace que pueda hacerlo en cualquier lado. Escucho mucho cuando estoy en casa ordenando, cuando camino al trabajo o cuando camino por una ciudad nueva, los escucho en el transporte público, o en un vehículo en movimiento. Con los libros físicos esto último para mí es muy difícil porque me suelo marear 🙁

Otra cosa muy linda es la experiencia de que te “cuenten” la historia. Los audiolibros están narrados por profesionales, que suelen ser actores de voz. O sea, no es que te “actúan” la historia como si fuera una radionovela, pero la forma en que van contando, las inflexiones, las emociones, se transmiten de una forma muy bonita. Una amiga me preguntó el otro día si los audiolibros estaban hecho con algo como Loquendo y me dio mucha risa, porque nada más alejado de la realidad.

Poder escuchar libros más rápido de lo que los leo me ayuda a disfrutar más historias más seguido. Y aunque no es lo mismo que ver las palabras, la forma en la que mi mente va imaginando lo que escucha no es distinta a la forma en que lo imaginaba cuando lo leía. De hecho hace unas semanas Pictoline publicó una tira mencionando un estudio que dice que para nuestro cerebro, libro o audiolibro es lo mismo.

Si tienen un poco de curiosidad y les gustaría probarlo, en el siguiente enlace pueden conseguir tres audiolibros gratis con la prueba de Audible. Y si no los convence, se dan de baja sin gastar un solo centavo.

Este artículo NO está patrocinado, pero aún así me gustaría mucho recomendarles Audible, que es el servicio que uso desde hace más de cuatro años.

Hay otros, como Storytel, pero en mi caso uso Audible porque es de Amazon y ya tengo todo mi catálogo de libros ahí. Y por ejemplo varias veces me pasó que empiezo a escuchar un libro y si a las dos-tres horas de contenido no me gusta, lo puedo “devolver” y cambiar por otro.

Me encantaría que me cuenten cómo les fue, si les gustó, o si prefieren leer, o si son de los súper vagos que prefieren esperar a que salga la película 😛


Por si te lo preguntas, algunos enlaces en este artículo incluyen sistemas de afiliados. Te agradecería mucho que si compras alguno de los productos aquí listados, lo hagas a través de estos links. Yo recibiré una comisión, y el precio para ti será el mismo o menos, si se trata de una promoción 🙂

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

2 Comentarios
  1. Big Game dice

    Hola Ceci
    Una pregunta. En Miami Buenos Aires dormiste con los auriculares puestos?

    1. Ceci Saia dice

      No creo, me duermo solo con los tapones de oído

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More